Ir al contenido principal

Preocupación en Alemania: 4.000 casos de COVID-19 en un día, un récord desde abril

1000x563_cmsv2_0f524932-e503-5ed4-9075-e

El nuevo coronavirus está cerca de descontrolarse también en Alemania. Este jueves el país registra 4.058 nuevos contagios en 24 horas, frente a los 2.828 del día anterior que ya habían marcaron un nuevo máximo desde abril.

El ministro de Sanidad Jens Spahn apunta en particular a los jóvenes que "no deberían considerarse invulnerables" según dijo en rueda de prensa para comentar estas cifras "la COVID-19 sigue siendo una enfermedad infecciosa muy grave" comentó.

El pico de contagios en Alemania tuvo lugar entre finales de marzo y principios de abril, con más de 6.000 nuevas infecciones diarias. Las cifras fueron bajando hasta entre 300 y 350 casos en junio, y a partir de finales de julio volvieron a aumentar de forma continuada; en agosto se volvieron a superar por primera vez los 2.000 nuevos contagios diarios.

El total de positivos es de 310.144 desde el inicio de la pandemia, con 9.578 víctimas mortales, 16 más en un día. Alrededor de 269.600 personas han superado la enfermedad y la cifra de casos activos ha subido hasta unos 31.000, según los últimos datos del Instituto Robert Koch.

"Alemania no debería arriesgar lo que ha logrado hasta ahora. Depende de todos lograr esto. "Si 80 millones participan, aumentamos las posibilidades de que el virus disminuya drásticamente", dijo Spahn.

Subrayó la importancia de las reglas básicas (mantener la distancia, cumplir las reglas de higiene, ponerse la mascarilla) y el uso de la aplicación móvil sobre el coronavirus.

¿Alemania se enfrenta a un segundo confinamiento?

Spahn se negó a hacer comentarios en estos términos. "No volveremos a la situación de abril porque sabemos más", dijo el Ministro de Salud. Se impondrán ciertas restricciones, especialmente para las celebraciones y grandes acontecimientos por ejemplo, la prohibición del alcohol.

Añadió que también era difícil para los restauradores instar a los clientes bajo la influencia del alcohol a cumplir con las reglas. Spahn, por lo tanto, abogó por la introducción de multas, dijo: "Al igual que en la autopista: si tienes la sensación de que nunca te atraparán de todos modos, te apegas menos a las reglas".

Si se observaran las reglas básicas, las actividades cotidianas como ir de compras y a la peluquería seguirían siendo posibles sin ningún problema.

Alemania aprobó ayer a nivel federal que los ciudadanos resientes en regiones alemanas con elevada incidencia de contagios deberán presentar un test negativo de COVID-19 de menos de 48 horas para hospedarse en cualquier otro punto del país. La norma viene como medio de prevención ante las vacaciones de otoño.

El Instituto Robert Koch cree que se pueden alcanzar 10.000 infecciones diarias

El presidente del Instituto Robert Koch, Lothar Wiehler, explicó que el continuo aumento de las cifras de infección desde septiembre era preocupante. "Es posible que el virus se extienda sin control", dijo Wiehler. En este caso, los llamados retornados de vacaciones sólo serían de menor importancia. Por el contrario, se registrarían más infecciones nuevas en los asilos y residencias de ancianos, pero también en los hospitales. El creciente número de infecciones afecta a todas las regiones. Además, comenzarían a llenarse las camas de cuidados intensivos.

Susanne Herold, jefa de Infecciología del Hospital Universitario de Gießen, explicó que 470 personas están actualmente en cuidados intensivos. Mientras tanto, se ha aprendido mucho sobre la enfermedad y su evolución. También explicó el uso de medicamentos como la dexametasona y el Remdesivir en el tratamiento de los pacientes con Covid-19, aunque todavía es necesario seguir investigando.

Sin embargo, dijo que es una falacia creer que el virus no es tan peligroso.

Herold dijo esperar que el virus pueda ser controlado. "Sólo si las infecciones se mantienen bajas, la vida puede seguir siendo razonablemente normal", dijo Wiehler.

Entre las zonas de riesgo con una incidencia superior a los 50 nuevos contagios por 100.000 habitantes en una semana figuran cuatro distritos berlineses: el céntrico barrio gubernamental de Mitte -con 71,7 contagios por cada 100.000 habitantes-, Neukölln -89,7-, Friedrichshain-Kreuzberg -58,9-, y Tempelhof-Schöneberg -61,2-.

Otras zonas de riesgo en el país son las circunscripciones de Hamm y Remscheid, en el estado federado de Renania del Norte-Westfalia, -con una incidencia de 77,8 y 59,3, respectivamente; Vechta, en Baja Sajonia -con 60,9-; Esslingen, en Baden-Württemberg -con 52,3-; y Bremen -con 58,1.

Comentarios

Justicia climática para África







OTRA INFORMACIÓN ES POSIBLE

Información internacional, derechos humanos, cultura, minorías, mujer, infancia, ecología, ciencia y comunicación

elmercuriodigital.es se edita bajo licencia de Creative Commons
©Desde 2002 en internet
Otra información es posible