Ir al contenido principal

Las hambrunas ligadas a la pandemia amenazan a 7 millones de niñas yniños

EURONEWS

1000x563_cmsv2_31315835-d014-5c84-ac2b-4

Son víctimas colaterales de la COVID-19. Según Unicef, la inanición acecha a casi siete millones de niños menores de cinco años en todo el planeta debido al parón económico mundial que ha provocado la pandemia. El 80% de esos niños con el futuro en el aire, añade la revista científica "The Lancet", viven en el África subsahariana y en el sur de Asia. La Doctora Coumbo Boly, del hospital Universitario de Burkina Fasso, teme una inminente oleada de hambrunas en su país:

"Esperamos que el número de niños desnutridos se multiplique por dos, por tres o incluso por cinco entre noviembre/diciembre, durante el periodo que normalmente es de cosecha. Pero quienes no han sembrado no pueden cosechar", explica Boly.

Nunca antes se había vivido una crisis de estas proporciones. Con la pobreza y la inseguridad alimentaria disparadas, el Programa Mundial de Alimentos (PMA) alza la voz:

"Estoy aquí para dar la alarma. Todavía no hay hambrunas. Pero debo advertirles de que si no nos preparamos y actuamos ahora, podemos enfrentarnos a hambrunas de proporciones bíblicas dentro de unos pocos meses", alerta David Beasley, Director Ejecutivo del PMA.

Según datos de Unicef, más de 330 niños están muriendo diariamente de hambre por culpa de la pandemia. El año pasado, la malnutrición afectó a 47 millones. Sin una acción urgente del conjunto de la humanidad, ese número podría ascender hasta los 54 millones antes de finales de 2020.

Comentarios

Justicia climática para África







OTRA INFORMACIÓN ES POSIBLE

Información internacional, derechos humanos, cultura, minorías, mujer, infancia, ecología, ciencia y comunicación

elmercuriodigital.es se edita bajo licencia de Creative Commons
©Desde 2002 en internet
Otra información es posible