Ir al contenido principal

El presidente de Malí disuelve el Tribunal Constitucional tras las últimas protestas

El presidente de Malí, Ibrahim Boubacar Keita, ha anunciado este sábado la disolución del Tribunal Constitucional tras las últimas protestas que acabaron con ataques a la sede del Parlamento del país.



fotonoticia_20200712053001_1024.jpg



"He decidido derogar el decreto de nombramiento de los miembros restantes del Tribunal Constitucional y avanzar hacia la aplicación de las recomendaciones de la misión de la Comunidad Económica de Estados de África Occidental (CEDEAO)", ha anunciado el presidente en un comunicado a través de sus redes sociales.



De esta forma, ha explicado que tras la disolución del tribunal comenzarán durante la próxima semana a pedir a las autoridades competentes la designación de otros miembros para que "pronto un tribunal reconstituido nos ayude a encontrar las soluciones al conflicto generado de las elecciones legislativas".



Keita ha denunciado también los "actos de vandalismo" que se llevaron acabo durante el viernes, el "destrozo" de la Asamblea Nacional y la "ocupación" de la cadena de televisión estatal. Además, ha mantenido que con esta renovación se mantendrá el "Estado de Derecho y las libertades fundamentales".



El mandatario ya había avisado de que iba a cambiar a los miembros del Tribunal Constitucional "lo más rápidamente posible". Keita confió en que el nuevo Constitucional pueda encontrar "soluciones" para resolver la cuestión en torno a la Asamblea Nacional resultante de las elecciones del pasado 29 de marzo, dado que la anulación de la elección de algunos de los miembros ha sido uno de los elementos de disputa.



LLAMAMIENTO A LA DESOBEDIENCIA

Cientos de manifestantes atacaron el viernes la sede del Parlamento de Malí tras el llamamiento de un movimiento opositor a la desobediencia civil.



Las manifestaciones tuvieron lugar en el marco de las movilizaciones convocadas por el opositor Movimiento 5 de Junio-Agrupación de Fuerzas Patrióticas (M5-RFP) --liderado por el imam Mahmud Dicko--, que exige la dimisión del presidente.



El M5-RFP publicó durante la jornada un llamamiento a la desobediencia civil que incluía el "bloqueo de las entradas de todos los servicios del Estado, excepto los de sanidad", así como el bloqueo de "todas las entradas y salidas" de las ciudades y cruces de carreteras.



Los incidentes representan un recrudecimiento de la crisis, días después de que Keita propusiera un acuerdo de unión nacional sustentado en cuatro pilares con el que busca poner fin a las protestas convocadas por un sector de la oposición liderado por Dicko.



Así, volvió a apostar por "un Gobierno de unión nacional abierto a todas las sensibilidades --mayoría, oposición, sociedad civil--" y defendió la necesidad de elaborar "un acuerdo político de unión nacional" que iría hasta 2023.



(EUROPA PRESS)

Comentarios


OTRA INFORMACIÓN ES POSIBLE

Información internacional, derechos humanos, cultura, minorías, mujer, infancia, ecología, ciencia y comunicación

elmercuriodigital.es se edita bajo licencia de Creative Commons
©Desde 2002 en internet
Otra información es posible