Ir al contenido principal

200 periodiostas de Bielorrusia​ piden libertad de prensa a las autoridades de su país



1000x563_cmsv2_48eb3406-8e20-5250-854e-0

Más de 200 periodistas bielorrusos exigieron este martes a las autoridades de Bielorrusia que pongan fin a la persecución de la prensa independiente y denunciaron que solo durante la campaña para los comicios presidenciales del próximo 9 de agosto han sido detenidos 43 profesionales de la información.

En una carta dirigida a los ministerios del Interior e Información, así como la Fiscalía general, reproducida por el portal tut.by, denunciaron que estas acciones policiales buscan "intimidar a los periodistas y mostrar a la sociedad que las leyes no funcionan cuando hay intereses políticos en juego".

"Exigimos que las autoridades pongan término a la persecución de los periodistas de medios independientes, y a los miembros de las fuerzas de seguridad les recordamos que detener y usar la violencia contra periodistas que cumplen su deber profesional es un delito", señala la misiva.

En los comicios de agosto, el presidente de Bielorrusia, Alexandr Lukashenko, en el poder desde hace más de 25 años, aspira al que sería su sexto mandato al frente del país.

La campaña presidencial ha estado marcada por el encarcelamiento del exbanquero Víktor Babariko, al que se consideraba el gran rival de Lukashhenko en los comicios de agosto y cuya candidatura no fue inscrita por la Comisión Electoral Central (CEC).

Babariko fue detenido en junio pasado acusado de lavado de dinero y evasión tributaria, entre otros cargos, persecución judicial que su partidarios califican de montaje para dejarle fuera de la carrera presidencial.

Más de 200 personas fueron detenidas el pasado 14 de junio por protestar contra la decisión de la CEC de denegar la inscripción de la candidatura de Babariko.

Otro opositor que había anunciado su propósito de competir con Lukashenko, el bloguero Serguéi Tijanovski, también fue arrestado.

Su lugar en la papeleta lo ocupará su esposa, Svetlana Tijanóvskaya, quien consiguió recaudar las 100.000 firmas necesarias para inscribir su candidatura.

Amnistía Internacional ha llamado a las autoridades bielorrusas a respetar los derechos humanos y no dispersar las manifestaciones ni "perseguir a quienes defienden sus derechos y su elección política".

"Cualquier persona que haya sido detenida en Minsk y otras ciudades solo por participar en una protesta pacífica se convierte en un prisionero de conciencia y debe ser liberada de modo inmediato e incuestionable", agregó la ONG.

Comentarios

Justicia climática para África







OTRA INFORMACIÓN ES POSIBLE

Información internacional, derechos humanos, cultura, minorías, mujer, infancia, ecología, ciencia y comunicación

elmercuriodigital.es se edita bajo licencia de Creative Commons
©Desde 2002 en internet
Otra información es posible