Ir al contenido principal

Médicos en África, bajo presión frente al coronavirus

AFP.- Entre el aumento de las infecciones, los escasos equipos de protección y el estrés, el personal sanitario que combate la pandemia del nuevo coronavirus en África trabaja bajo una fuerte presión.





APA (AFP)



Esta es la situación que se vive en tres países clave:



- Sudáfrica -



Según el Ministerio de Salud sudafricano, más de 2.000 profesionales del sector contrajeron el virus y al menos 17 murieron. Cerca del 80% de las infecciones se produjeron en la provincia de Cabo Occidental, principal foco de contagios del país.



Un médico de una clínica pública del township de Khayelitsha, en Ciudad del Cabo, afirmó a la AFP que el suministro de equipos de protección se retrasó y que los médicos están sometidos a un fuerte estrés.



"Tus colegas se infectan, la muerte de un compañero es algo que afecta, necesariamente", indicó tras pedir el anonimato.



"Si estás en una zona de guerra y a un soldado le disparan y a ti te toca ir al día siguiente a la misma zona de guerra con ese recuerdo, pues es un lastre", dijo.



Según el dirigente del sindicato regional de funcionarios hospitalarios, Gerald Lotriet, en la provincia de Cabo Occidental se llevaron a cabo seis huelgas desde abril y 7.000 empleados dejaron su puesto de trabajo ante el riesgo de contagio.



"Algunas enfermeras me dijeron: 'de haber sabido del covid-19, me hubiera alistado en el ejército'", declaró a la AFP. "En el ejército, se dice que si hay una bomba, hay que huir, y en nuestro caso, nos dicen que hay que precipitarse hacia ella", argumentó.



El sindicato nacional de enfermeros (Democratic Nursing Organisation of South Africa) planea incluso denunciar a un hospital por haber expuesto a sus trabajadores al virus, indicó su secretario general, Cassim Lekhoathi.



"Los sectores privado y público son deficientes. Adquirieron los EPI [equipos de protección] pero, sobre el terreno, no están disponibles", declaró a la AFP. "Realmente, es una lástima que nuestros miembros tengan que recurrir a la huelga y es lo último deseable en plena pandemia", explicó.



- Nigeria -



En Nigeria, el país más poblado de África, se registraron más de 800 casos y 11 decesos entre el personal médico, según la Agencia Nacional de Control de Enfermedades (NCDC).



Los médicos de los hospitales públicos, que suelen estar muy deteriorados e infrafinanciados, empezaron el lunes una huelga ilimitada para protestar por las malas condiciones de trabajo, incluyendo la falta de equipos de protección.



"Somos una especie en vías de extinción. Nuestros miembros tienen que enfrentarse diariamente a riesgos de infección por culpa de que no hay suficientes EPI", declaró a la AFP un responsable de la Asociación de Médicos nigerianos.



"En Lagos, algunos trabajadores sanitarios incluso fueron detenidos por la policía por, supuestamente, haber violado el toque de queda" durante el confinamiento, añadió.



Y a medida que el número de infecciones aumenta, el país se va quedando sin camas en salas de aislamiento. Pronto no quedará ninguna.



El director del NCDC, Chikwe Ihekweazu, insistió en que las autoridades estaban haciendo todo lo posible para garantizar equipos de protección suficientes.



Unos 16.000 empleados de la salud fueron formados para combatir al virus, y las autoridades aconsejan a las personas enfermas de covid-19 que se queden en su casa en lugar de aislarlas en algún hospital.



"La pandemia de covid-19 planteó un importante desafío a los sistemas de salud de todo el mundo", declaró Ihekweazu a la AFP. "Todavía estamos aprendiendo mucho", concluyó.



- Kenia -



Los representantes del sector de la salud en Kenia también afirman que cada vez hay más casos de coronavirus entre el personal sanitario.



Según el doctor Chibanzi Mwachonda, secretario general interino de la Unión de médicos, farmacéuticos y dentistas de Kenia, la mayoría de los médicos infectados no trabajan en hospitales en los que se trata la covid-19.



Muchos trabajadores se contagiaron en urgencias y en los bloques operatorios por pacientes que estaban siendo atendidos por otros problemas, afirmó.



En todo el país se celebraron huelgas y manifestaciones en las últimas semanas, para protestar por la falta de equipos y de primas por peligrosidad.



No obstante, la movilización duró poco, pues el gobierno prometió utilizar parte de los 2.000 millones de dólares (1.800 millones de euros) del fondo de emergencia para garantizar que el sector sanitario cuente con "el material y el personal médico necesario" para hacer frente a la pandemia.

Comentarios


OTRA INFORMACIÓN ES POSIBLE

Información internacional, derechos humanos, cultura, minorías, mujer, infancia, ecología, ciencia y comunicación

elmercuriodigital.es se edita bajo licencia de Creative Commons
©Desde 2002 en internet
Otra información es posible