Ir al contenido principal

La violencia en el este de RDC deja más de un millón de desplazados en seis meses

 ACNUR

Campamento de desplazados de Loda, en República Democrática del Congo




Campamento de desplazados de Loda, en República Democrática del Congo - UNICEF/SYBILLE DESJARDINS - Archivo
MADRID, 30 Jun. (EUROPA PRESS) -

Más de un millón de personas se han visto desplazadas por la violencia en el este de República Democrática del Congo (RDC) en los últimos seis meses, según el Alto Comisionado de la ONU para los Refugiados (ACNUR), que ha denunciado en particular el aumento de los ataques contra esta población.

"ACNUR está alarmado por el creciente número de ataques violentos contra civiles desplazados por parte de grupos armados en el este de RDC", ha señalado el portavoz de la agencia de la ONU, Babar Baloch, que ha pedido a las autoridades que se incremente la presencia de la Policía y el Ejército con apoyo de la Misión de la ONU (MONUSCO) para "mejorar la situación de seguridad y hacer que los responsables rindan cuentas".

Según el portavoz, en las últimas ocho semanas ACNUR y sus socios han registrado numerosos ataques por parte de grupos armados contra campos de desplazados y localidades en el territorio de Djugo, en Ituri; en los territorios de Fizi y Mwenga, en Kivu Sur; y en los de Masisi y Rutshuru, en Kivu Norte. En estas zonas, ha precisado, "la violencia ha desplazado a más de un millón de personas en los últimos seis meses".

ACNUR ha recibido informaciones de cómo los grupos armados provocan el "terror" de quienes huyen, atacando los campos de desplazados y las áreas de acogida, y en los casos de quienes intentan regresar, se están produciendo también asesinatos y mutilaciones, así como violencia sexual y saqueos. Además, según Baloch, los desplazados también son objeto de ataques de represalia por parte de los grupos armados por la percepción de que apoyan al Ejército.

Estos ataques vienen a sumarse a la ya de por sí complicada situación de desplazamiento en esta parte del país y "suponen enormes riesgos para la población que huye de sus casas", ha subrayado Baloch. Además, los nuevos desplazados suponen "más presión sobre las áreas que ya acogen a personas desplazadas" y en las que suele haber falta de comida, agua y servicios sanitarios.

El portavoz ha incidido en que mujeres y niñas son las que están en mayor riesgo, como lo demuestra el aumento de la violencia sexual y de género en los últimos meses. Solo en el último mes, ha añadido, se han registrado más de 390 casos de violencia sexual en las tres provincias. "La mayoría de las agresiones son atribuidas a los grupos armados, pero muchas también son perpetradas por miembros de las fuerzas de seguridad congoleñas", ha denunciado.

RDC es uno de los países con mayor número de desplazados a nivel mundial. Alrededor de 5 millones de personas se han visto desplazadas por la persistente inseguridad, especialmente en el oeste, mientras que casi un millón de congoleños han buscado refugio en otros países de la región, según ACNUR.

Pese a esta situación, la agencia de la ONU sigue prestando asistencia a los desplazados en estas provincias. En este sentido, el portavoz ha subrayado que "las necesidades son enormes y en aumento", por lo que ha solicitado más apoyo para cubrir los 168 millones de dólares que hacen falta para este año, de los que solo se ha recibido el 21 por ciento.

Comentarios

Justicia climática para África







OTRA INFORMACIÓN ES POSIBLE

Información internacional, derechos humanos, cultura, minorías, mujer, infancia, ecología, ciencia y comunicación

elmercuriodigital.es se edita bajo licencia de Creative Commons
©Desde 2002 en internet
Otra información es posible