Ir al contenido principal

La UNESCO, preocupada por las amenazas persistentes sobre la libertad de prensa pese al descenso del número de periodistas asesinados en 2019

UNESCO observatory of killed journalists

Aunque el número de periodistas asesinados en todo el mundo se redujo en casi la mitad en 2019, los profesionales de la información todavía se enfrentan a importantes riesgos. Además, según los datos de la UNESCO la impunidad en la que quedan los autores de tales crímenes es casi total, según los datos de la UNESCO.

Menos periodistas muertos en 2019

El Observatorio de Periodistas Asesinados de la UNESCO registró 56 muertes de periodistas en 2019, en comparación con 99 en el año anterior –el total anual más bajo en más de una década. En total, la UNESCO registró 894 asesinatos de periodistas en el periodo 2010-2019, un promedio de casi 90 por año.

Los asesinatos de periodistas se registraron en todas las regiones del mundo. Con 22 asesinatos en América Latina y el Caribe, esta región es la más afectada por el fenómeno. Luego vienen Asia y el Pacífico, con 15 asesinatos, y los Estados Árabes, con 10 asesinatos. 

La mayoría de los periodistas fueron asesinados fuera de las zonas de conflicto

Las cifras recopiladas por la UNESCO muestran que la vida de los periodistas no sólo está amenazada en los escenarios de conflictos violentos, sino que también son objeto de ataques cuando investigan la política local, la corrupción y la delincuencia, a menudo en sus ciudades de origen.

En 2019, más de seis de cada diez casos (61%) se refieren a países en los que no hay conflicto armado. Se trata de un notable repunte de una tendencia más amplia en los últimos años, y de una inversión de la situación en comparación con 2014, cuando la cifra era de un tercio.

Más del 90% de los asesinatos registrados en 2019 fueron de periodistas locales, como en años anteriores.

Todas estas tendencias se reflejaron en la campaña #LaVerdadsigueViva, organizada por la UNESCO con motivo del Día Internacional para Acabar con la Impunidad de los Crímenes contra los Periodistas (2 de noviembre).

Los tipos de ataques a la libertad de prensa están cambiando

Un informe de la UNESCO, titulado “Intensificación de los ataques, nuevas defensas”, publicado en noviembre de 2019 muestra que los periodistas son cada vez más objeto de agresiones verbales y físicas como resultado de su trabajo. Los últimos años se han caracterizado por el aumento de los encarcelamientos, los secuestros y la violencia física, en un contexto en el que se está generalizando la retórica hostil contra los medios de comunicación y los periodistas. Las mujeres periodistas, en particular, suelen ser víctimas de acoso en línea y de violencia de género.

En general, las amenazas contra los periodistas tienen como objetivo silenciar las voces críticas y restringir el acceso del público a la información.

La UNESCO está comprometida con la seguridad de los periodistas

La UNESCO está trabajando para mejorar la seguridad de los periodistas y combatir la impunidad de los crímenes cometidos contra ellos, entre otras cosas mediante la aplicación del Plan de Acción de las Naciones Unidas sobre la seguridad de los periodistas y la cuestión de la impunidad.

El informe muestra también que sólo una minoría de los atacantes o asesinos de periodistas son posteriormente procesados. Con menos de 1 de cada 8 casos considerados resueltos de todos los casos registrados en el mundo desde 2006, la tasa de impunidad es del 90% y sigue siendo escandalosamente alta.

 “La UNESCO sigue profundamente preocupada por la hostilidad y la violencia de que son objeto demasiados periodistas en todo el mundo. Esto socava el debate democrático”, afirmó la Directora General de la UNESCO, Audrey Azoulay.

****

Comentarios


OTRA INFORMACIÓN ES POSIBLE

Información internacional, derechos humanos, cultura, minorías, mujer, infancia, ecología, ciencia y comunicación

elmercuriodigital.es se edita bajo licencia de Creative Commons
©Desde 2002 en internet
Otra información es posible