Ir al contenido principal

Alarma por el incremento de langostas del desierto en el Cuerno de África



homescreen.gif

29 de enero de 2020, Roma - La Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) advirtió hoy que el creciente número de langostas del desierto representa una amenaza sumamente alarmante y sin precedentes para la seguridad alimentaria y los medios de vida en el Cuerno de África.

Según la última actualización de la FAO sobre el repunte de la langosta del desierto, la situación actual se vería agravada por la reproducción de nuevos insectos que produciría más infestaciones de langostas en Etiopía, Kenya y Somalia. 

Uganda y Sudán del Sur están en peligro, y existe también preocupación por la formación de nuevos enjambres de langostas en Arabia Saudita, Eritrea, Sudán y Yemen.

"Las nubes de langostas han comenzado a poner huevos y otra generación de crías aumentará el número de insectos", advirtió Keith Cressman, Oficial Superior de la FAO para la previsión de la langosta. "Hay que hacer esfuerzos urgentes -añadió- para impedir que se incrementen, a fin de proteger los medios de subsistencia de los agricultores y ganaderos". 

Se trata del peor brote de langosta del desierto que ha experimentado la región en décadas. Decenas de miles de hectáreas de tierras de cultivo y pastos han resultado dañadas en Etiopía, Kenya y Somalia, con consecuencias potencialmente graves en una región en la que 11,9 millones de personas padecen ya inseguridad alimentaria.

El potencial de destrucción es enorme. Un enjambre de langostas de 1 km2 puede comer la misma cantidad de alimentos en un día que 35 000 personas.

En Kenya, enjambres en insectos inmaduros se están desplazando por las zonas septentrional y central y hasta ahora han invadido 13 condados. Algunos de ellos han empezado a poner huevos que eclosionarán a principios de febrero, por lo que se espera que se formen nuevos enjambres a principios de abril.

Hay bandadas de insectos en las zonas orientales de Etiopía y siguen desplazándose hacia el sur y el Valle del Rift, y se prevé que una nueva generación de langostas cause más daños. En Somalia hay enjambres que se están reproduciendo en el noreste, al igual que en el sur, cerca de la frontera con Kenya.

A medida que su magnitud sigue aumentando, existe ahora una grave preocupación de que el Sudán del Sur y Uganda estén amenazados, porque algunos enjambres de Kenya están a sólo 200 km de las fronteras con sus vecinos.

La FAO trabaja ya en estrecha colaboración con los gobiernos y sus asociados, apoyando las operaciones de control e iniciando esfuerzos para salvaguardar los medios de vida y ayudar a la recuperación a largo plazo de los afectados.

Sin embargo, se necesitan urgentemente operaciones intensivas de control terrestre y aéreo para detectar y reducir el número de langostas antes de que se propaguen más.

La FAO necesita 70 millones de dólares EEUU para apoyar las operaciones de control y medidas urgentes para proteger los medios de subsistencia y evitar el deterioro de la situación de la seguridad alimentaria.

El jueves próximo, la FAO ofrecerá a los donantes una sesión informativa oficiosa* en su sede de Roma sobre la gravedad del brote de langosta del desierto, en particular en el Cuerno de África, así como la respuesta en curso a nivel nacional y regional.

*La sesión informativa está dirigida a los representantes de los Estados Miembros de la FAO y no estará abierta a los medios de comunicación, pero puede seguirse por webstream aquí.

Comentarios


OTRA INFORMACIÓN ES POSIBLE

Información internacional, derechos humanos, cultura, minorías, mujer, infancia, ecología, ciencia y comunicación

elmercuriodigital.es se edita bajo licencia de Creative Commons
©Desde 2002 en internet
Otra información es posible